Skip to Content

Todo lo que debes saber sobre las sillitas de coche giratorias: ventajas y desventajas

Conoce en qué consisten los sistemas giratorios o de rotación en sillitas

08/02/2021

¿Has oído hablar de las sillitas de coche giratorias? ¿Estás pensando en adquirir una? En este artículo abordamos las características que nos podemos encontrar a la hora de apostar por un sistema de retención infantil giratorio. Lo primordial es tener en cuenta que una sillita giratoria es igual de segura que una que no lo es, siempre que se tengan en cuenta una serie de precauciones que abordamos a continuación.

La principal ventaja de las sillitas de coche giratorias es la facilidad que ofrecen a los padres a la hora de colocar al niño en la sillita y cuando llega del momento de sacarle. En la mayoría de las ocasiones, basta con pulsar un botón para que la sillita se gire hacia el sentido de la puerta. De esta forma, el niño queda mirándonos, siendo más fácil su colocación y extracción. 

PRINCIPALES CARACTERÍSTICAS:

-Se suelen instalar con sistema Isofix. Es la base Isofix la que suele ofrecer esta opción de giro. 

-No todas las sillitas tienen el mismo ángulo de giro. Podemos encontrar en el mercado sillas giratorias de 90º, 180º y 360º. Una sillita de coche se puede girar simplemente hasta permitir una fácil entrada y salida del SRI o puede girar 180º  hasta cambiar el sentido de la marcha.

-Se pueden encontrar en el mercado sillitas de este tipo a partir de los 0 kg y hasta los 36 kg de peso.

-También hay sillitas giratorias evolutivas, es decir, que una misma silla se adapta a todas las etapas del niño y sillitas concretas según el mes y altura del menor. Esta opción no nada recomendable. De hecho,  desde Fundación MAPFRE abogamos por un sistema de retención infantil adaptado a las características y necesidades del menor, es decir, un recién nacido no necesita la misma sillita de coche que un niño de 7 años. Aquí ofrecemos consejos para elegir SRI. Se debe ir cambiando de sillita de coche según las el menor va creciendo.

-Las sillitas giratorias no son menos ni más seguras que el resto. Son homologadas y, por lo tanto, seguras. Además, en muchos casos se han sometido a pruebas adicionales y externas de control como las realizadas por el organismo ADAC Stiftung Warentest.

-Pueden ser sillas de coche homologadas por la R44-04 o i-Size.

PRECAUCIONES:

-Nunca se debe conducir con la sillita de coche girada, sobre todo si hay un niño sentado en ella. 

-La mayoría de sillitas ofrece la opción de que el menor vaya mirando hacia atrás o en sentido de la marcha. Hacemos hincapié en lo importante que es que los niños vayan mirando hacia atrás el mayor tiempo posible y, como mínimo, hasta los 4 años de edad. No se debe caer en el error de poner al niño mirando hacia adelante antes de tiempo y, por supuesto, nunca se debe incumplir con las indicaciones del fabricante. En el manual encontraremos a partir de qué momento se puede colocar la sillita en sentido de la marcha.

VENTAJAS:

-Mayor facilidad para sentar a un niño en la sillita de coche y para sacarle de ella. Basta con girarla. 

-Pueden ser muy útiles para niños con capacidades distintas. Facilita su correcta colocación.

-Al instalarle con sistema Isofix, se evita errores en su correcta colocación en el vehículo. Basta con poner debidamente los anclajes. Aquí abordamos cómo.

-Cuando llega el momento de cambiar el sentido de la marcha (recordamos que es recomendable viajar mirando hacia atrás el mayor tiempo posible), basta con pulsar el botón y girar la silla. No es necesario desinstalarla en aquellos SRI que giran más.

-La mayoría de estos asientos cumple con la norma i-Size, aunque también encontramos en el mercado sillitas giratorias con la R44-04.  Destacar que las sillitas i-Size se han visto sometidas a nuevas pruebas de seguridad como el impacto lateral. Conoce aquí las ventajas de las sillas i-Size.

-Facilitan llevar a los niños mirando hacia atrás durante más tiempo. Cuesta menos colocar al menor en ese sentido y se les lleva así más tiempo.

DESVENTAJAS:

-La mayor parte de estas sillitas giratorias son con Isofix y, por lo tanto, no se pueden instalar en coches que no dispongan de este sistema de anclaje. 

-Suelen ser sillitas de mayor tamaño, por lo que puede no ser compatible con el tamaño de los asientos del vehículo. Por ello, antes de adquirirlas, se debe revisar su compatibilidad. El fabricante suele indicar los modelos de coche donde se puede instalar sin problemas. 

-En general tienen un precio medio superior al de las sillas fijas tradicionales.

-Debido a su base giratoria disponen de un espacio más limitado para las piernas cuando van mirando en sentido contrario a la marcha.

-Suelen tener un mayor peso que el resto de sillitas. Por ello, puede llevar más trabajo a la hora de cambiarlas de un coche a otro.

Ayúdanos a conseguirlo
Back to top