Skip to Content

¿Qué es una silla con sujeción Isofix?

¿Qué es una silla con sujeción Isofix?

EL ANCLAJE ISOFIX

El uso del sistema Isofix hace referencia al tipo de anclaje con el que la sillita se sujeta al vehículo. En vez de usar el cinturón de seguridad propio del vehículo para que la silla se mantenga sujeta al asiento del vehículo, el sistema Isofix utiliza tres puntos de anclaje, dos en la base de la sillita que se enganchan en los anclajes rígidos situados entre el respaldo y el asiento del vehículo y un tercero situado en la parte superior o inferior para evitar que la sillita rote o vuelque. 

TIPOS DE SILLA CON ISOFIX

Las sillas con anclaje Isofix son válidas para los niños desde los grupos 0, 0+ y I. Algunas sillas de los grupos II/III también disponen de este sistema de sujeción, aunque en ocasiones se denomine de modo diferente como Quickfix. Las sillas de grupos 0+ y I con sistema Isofix se dividen en Universales y Semi-universales, dependiendo de dónde esté situado el tercer punto de anclaje. Si está situado en la parte superior, o Top Tether, se denomina Universal, y si el punto de anclaje parte desde el suelo del vehículo hasta la base de la silla, se considera Semi-universal. Universal quiere decir que la sillita se puede usar en cualquier coche que disponga de tercer punto de anclaje superior, mientras que semi-universal quiere decir que la sillita infantil se puede usar en muchos vehículos, pero no en todos. En este último caso, el manual de la sillita infantil incluye una lista de vehículos en los que la sillita se puede utilizar con el sistema ISOFIX.

VENTAJAS DEL SISTEMA ISOFIX

En primer lugar, gracias a los anclajes que sujetan la sillita al asiento, ésta queda sujeta mucho más firmemente.  Además, al no usar el cinturón de seguridad para sujetar la sillita infantil al asiento del vehículo, resulta muchísimo más difícil cometer errores al montarla en dicho asiento. En caso de impacto frontal, el sistema Isofix disminuye el recorrido de la cabeza, reduciendo el efecto latigazo y evitando lesiones cervicales. Por otro lado, en caso de impacto lateral será mucho menos probable que la sillita se desplace dentro del propio vehículo, al contar con una estabilidad reforzada.

Este sistema de retención es obligatorio en todos los vehículos nuevos a partir de junio de 2005, por lo que salvo que nuestro vehículo sea antiguo (en cuyo caso deberíamos instalar la sillita con el cinturón de seguridad del vehículo) podremos disfrutar de las ventajas del sistema Isofix, y reducir hasta un 22% adicional las lesiones graves de los niños en caso de accidente (cualquier sillita ofrece ya una reducción del riesgo de dicho tipo de lesiones de entre el 50 y el 90%). 

Back to top