Skip to Content

Sigue estas recomendaciones para alargar la vida útil de tu sillita de coche

Sigue estas recomendaciones para alargar la vida útil de tu sillita de coche

31/03/2021

¿Hasta cuándo se puede utilizar un sistema de retención infantil? ¿Puede pasarse y utilizarse entre hermanos? ¿En qué momento es recomendable desecharlo? Resolvemos muchas de las dudas que pueden surgir al respecto. 

Saber cuándo es el momento de cambiar de sillita de coche puede ser una tarea complicada. Con el objetivo de resolver todas tus dudas, en Fundación MAPFRE hemos elaborado una infografía donde abordamos cuándo cambiar de sistema de retención infantil. El paso el tiempo y la utilización que se le está dando a la sillita de coche son dos puntos clave. 

¿Durante cuántos años podemos utilizar un sistema de retención infantil? Según diferentes fabricantes, la vida útil de un SRI ronda los 6 y 7 años. Aunque todo va a depender del uso que le hayamos dado y de cómo se encuentre, el paso del tiempo es inevitable y se puede producir un envejecimiento de los materiales y, por lo tanto, su estado puede no ser el más idóneo. En el momento en el que veamos un deterioro de la sillita, habrá que desecharla. 

Debemos tener en cuenta que hablamos de sistemas de retención infantil que deben proteger a los más pequeños y que deben estar en perfecto estado. Además, hablamos de un producto que requiere de una determinada inversión, especialmente si hablamos de sillitas mirando hacia atrás, por lo que hay que realizar un equilibrio. Por un lado, no debemos desechar una sillita demasiado pronto pero tampoco debemos alargarla mucho en el tiempo. En todo caso, se debe cambiar de SRI cuando se ponga en duda su seguridad y deje de ser totalmente funcional y efectiva Ante la menor duda, se recomienda llevar la sillita a una tienda especializada donde realicen estas labores de revisión, aunque lo más aconsejable es acudir al propio fabricante.

Hay que tener en cuenta que lo que más afecta a un sistema de retención infantil es el uso y el desgaste

En todo caso, siempre debemos cambiar de sillita si las correas no están en buen estado y se encuentran visiblemente desgastadas. También si el ISOFIX no funciona correctamente, si la base del asiento no se bloquea, si falta algún elemento, si los indicadores no funcionan… A parte de estas indicaciones, por supuesto, siempre se debe cambiar un SRI cuando deje de ser el adecuado para el menor según la altura y peso del niño o deje de cumplir con las necesidades que el menor requiere, ya sea de forma permanente o temporal. Aquí ofrecemos consejos para cambiar de sillita.

En este sentido, destacar que es muy importante también cambiar de SRI si se ha visto implicado en un frenazo brusco o un siniestro de tráfico. Debemos tener en cuenta que la sillita puede tener daños internos que no son apreciables a simple vista. Todo va a depender de cómo ha sido este incidente y, por supuesto, siempre se debe cambiar si han saltado elementos de seguridad como el airbag. Esto quiere decir que el frenazo o siniestro ha sido lo suficientemente importante como para que este actúe y, por lo tanto, la sillita también se habrá visto afectada. No importa si el menor estaba o no sentado en el sistema de retención infantil. Basta con que la sillita estuviera anclada y sujeta en el momento del siniestro para que su integridad se haya visto comprometida. 

Y es que es muy difícil determinar el grado de daño que puede tener una sillita después de un frenazo brusco o colisión. En muchas ocasiones hablamos de daños que pueden ser no visibles a simple vista: daños en la estructura interna, en los anclajes, cierres, deformaciones, tensiones en el plástico… Si seguimos usando este SRI dañado, no protegerá como antes y nuestros hijos estarán expuestos a sufrir daños en caso de repetirse un frenazo brusco. Aquí hablamos de cómo afecta la velocidad y qué ocurre cuando hay un frenazo brusco o colisión.

CONSEJOS PARA ALARGAR LA VIDA ÚTIL DE LA SILLITA

-Dar un buen trato al sistema de retención infantil. No forzarlo ni realizar golpes bruscos o tirones de los arneses. Comprueba con periodicidad el estado de las correas. Evita realizar cierres bruscos y revisa que no haya nada roto.

-Para reducir el envejecimiento del material, se recomienda disminuir la exposición a la luz solar y a las altas temperaturas. La luz solar (radiación ultravioleta) y las altas temperaturas pueden acortar vida del SRI. Se aconseja estacionar el vehículo en lugares adecuados, preferiblemente que estén protegidos de las condiciones climatológicas. 

-También se recomienda cubrir la sillita de coche cuando no se vaya a usar, especialmente si el vehículo va a permanecer al sol mucho tiempo.

-Los asientos elevadores tienen la función de elevar al niño para que el cinturón de seguridad le quede debidamente abrochado. En general, los alzadores tienen un menor desgaste y una susceptibilidad al envejecimiento más baja. En todo caso, debemos tener en cuenta que tampoco son eternos y que el uso y el paso del tiempo también les afecta.

-Se debe realizar una limpieza adecuada del sistema de retención infantil con periodicidad para que los materiales no se deterioren. 

-Igualmente se recomienda desinstalar la sillita de coche si no se va a utilizar durante un tiempo prolongado y guardarla en un lugar seguro, preferiblemente en su propia caja y con el manual de usuario, así como con todos los elementos necesarios como pueden ser la base o la Pata de Apoyo.

Por último, desde Fundación MAPFRE queremos incidir en los numerosos avances tecnológicos y de seguridad que se realizan año tras año. Las sillitas de coche más nuevas incorporan esta tecnología o materiales, haciéndolas más seguras. Éste es uno de los motivos por los que tampoco conviene alargar mucho la vida útil de una sillita. Cuanto más nueva sea, más avances debe llevar. Además, se habrá sometido a pruebas de seguridad y homologación más -recientes (R-129). 

Por último, recordamos la infografía de Fundación MAPFRE donde abordamos cuándo cambiar de sistema de retención infantil:

fundacion-mapfre_Cuando_cambiar_sri-def.jpg

Ayúdanos a conseguirlo
Back to top