Skip to Content

¿Por qué es una buena idea regalar una sillita de coche?

¿Por qué es una buena idea regalar una sillita de coche?

02/01/2018

¿Estás pensando qué regalar a un niño o niña? Si el sistema de retención infantil con el que cuenta ya le ha quedado pequeño, ya tiene varios años o se ha visto implicado en un accidente, una buena idea es, sin duda, regalar una sillita de coche. Y es que no hay mejor regalo que mirar por su seguridad vial. 

¿CUÁNDO REGALAR UN SRI? 

-Si llega un nuevo miembro a la familia. No debemos olvidar que los recién nacidos deben viajar en sistema de retención infantil desde su primer viaje en coche

-La sillita tiene varios años. Los fabricantes consideran que un SRI pierde eficacia a partir de los 6 años aproximadamente

-La silla de coche ya le queda pequeña. Con el niño bien sentado en la sillita, debemos comprobar que la cabeza no sobresalga del reposacabezas o respaldo. También sabremos si es necesario cambiar la sillita si el niño ha sobrepasado los límites de peso o altura indicados por el fabricante para esa sillita en concreto. En este sentido, aquí te ofrecemos todas las pautas para saber qué sillita corresponde a cada niño según estos factores.

-La silla que se está utilizando es de segunda mano. Hay que tener especial precaución, ya que se desconoce el uso que ha tenido la sillita y si se ha visto implicada en un accidente de tráfico con lo el riesgo que ello conlleva. Puede tener graves defectos internos que comprometan la seguridad del menor. 

-La sillita se ha visto implicada en un accidente de tráfico. En este caso, el SRI puede tener daños no visibles en la estructura interna, en los anclajes, los cierres, deformaciones, tensiones en los plásticos… Recomendamos: Velocidad y sillitas, ¿qué ocurre cuando hay un frenazo brusco o colisión?

-El SRI se encuentra en mal estado. Por el gran uso que se le ha dado, la sillita puede no encontrarse en un estado óptimo para su utilización.

-Se requiere de otra sillita para llevar al menor en otro coche y no estar cambiando el SRI de sitio. 

-La sillita que se tiene corresponde a una homologación que ya no se vende en Europa y se quiere tener un SRI que haya superado las últimas pruebas de seguridad exigidas, la R-129 o que vaya mirando hacia atrás.

MOTIVOS PARA REGALAR UNA SILLITA:

-Todos los niños menores de 135 cm están obligados a ir en coche con un sistema de retención infantil, es decir, porque lo indica la ley y es sancionable. Aquí ‘¿Qué sanción conlleva viajar con un niño sin sillita?’

-El uso de los sistemas de retención infantil reduce un 75% las muertes y un 90% las lesiones, según la Dirección General de Tráfico.

-Las sillitas evitan que el menor salga despedido del habitáculo y pueda impactar contra el parabrisas.

-También evita que el niño golpee mortalmente a otro pasajero de los asientos delanteros o traseros. 

-Los niños son responsabilidad del adulto. La normativa indica que ‘el conductor del vehículo será responsable por la no utilización de los sistemas de retención infantil’, con la excepción de los conductores profesionales cuando realicen servicio público a terceros.

Por último, te ofrecemos este artículo con consejos para regalar un SRI. 

Ayúdanos a conseguirlo
Back to top