Skip to Content

La OMS alerta sobre la siniestralidad mundial y los más de 1,25 millones de personas fallecidas

Cursos Prevención y Seguridad Vial

Además y si no se aplican medidas urgentes a nivel mundial, la cifra podría aumentar hasta casi los dos millones de fallecidos en los próximos cinco años. Hay que tener en cuenta que el número de lesionados se encuentra entres los 20 y 50 millones, incluyendo aquellos que quedan con secuelas o discapacidades.

Los fallecidos cuentan con dos grupos diferenciados muy claros. Por un lado, la mayor mortalidad se encuentra en la población comprendida entre los 15 y los 29 años de edad. Por otro, se registra en aquellos países en los que los ingresos por habitante son medio o bajos, mayoritariamente África y Oriente Medio.

Y es que a pesar de que el número de vehículos que se encuentran en estos países no llega a la mitad del parque automovilístico mundial, allí se producen el 91% de las muertes. Únicamente existen leyes adecuadas en 28 países, que aglutinan el 7% de la población mundial (416 millones de presonas aproximadamente).

En el informe Global status report on road safety 2015 podemos observar como los factores de riesgo pricipales son cinco: el exceso de velocidad, la conducción bajo los efectos del alcohol, el uso de casco por los motociclistas, la utilización de los cinturones de seguridad y el empleo de medios de sujeción para los niños.

La OMS recomienda prevenir los accidentes de tráfico con una gestión global de la seguridad vial gracias a la intervención de todos los sectores implicados, tales como el transporte, policía, salud, educación, etc. También se hace eco de varias soluciones que ayudaría a disminuir las cifras, como es el diseño de infraestructuras más seguras, mejora de seguridad en los vehículos, atención más rápida tras producirse el accidente, etc.

En el mismo sentido, Fundación MAPFRE y su Área de Prevención y Seguridad Vial ha desarrollado el informe Planes estratégicos europeos de seguridad vial donde se han recogido multitud de acciones que contribuirían a reducir la siniestralidad vial.

Back to top