Skip to Content

¿Estamos más cerca de conseguir el objetivo cero niños fallecidos sin sistema de retención infantil en España?

¿Estamos más cerca de conseguir el objetivo cero niños fallecidos sin sistema de retención infantil en España?

08/06/2021

El número de niños menores de 14 años que pierden la vida o resultan gravemente heridos en las carreteras españolas ha ido bajando año tras año. En 1993 hubo 2.169 niños fallecidos y heridos en siniestros de tráfico en España.

Basta con ver los datos recogidos por la Dirección General de Tráfico en 2019 (antes de la pandemia y de la reducción de la movilidad de una manera considerable) para poner en valor el gran esfuerzo y trabajo que se ha logrado en los últimos años. En 2019 hubo 290 víctimas mortales y heridos graves menores de 14 años por siniestro vial. Se trata de una reducción del 86,63%. ¿Estamos más cerca de lograr evitar la tragedia que ningún niño pierda la vida en la carretera? Por supuesto, hasta lograr alcanzar el Objetivo 0, cualquier fallecido resulta inadmisible.

Los niños comienzan a tener cierta seguridad en los vehículos en 1990 con la Ley de Tráfico, Circulación de vehículos a motor y Seguridad Vial y el Reglamento General de Circulación que se aprobó por Real Decreto 13/1992 del 17 de enero. Aquí se prohibía circular con menores de 12 años en los asientos delanteros salvo que fueran en asientos de seguridad y otros dispositivos específicos y homologados. Sin embargo, los menores de 12 años sí que podían viajar en los asientos de detrás sin SRI ni cinturones, algo impensable hoy en día. En 1992 no se contabilizaba como pasajero a los niños menores de 2 años que viajasen en el regazo de un adulto, una actitud irresponsable y que pone en riesgo la vida del menor y la seguridad del resto de pasajeros. Además, los niños de entre 2 y 12 contaba como media plaza y no como una completa. 

Si analizamos las estadísticas es a partir de 1993 cuando vemos que, salvo algunos repuntes, la curva de tendencia muestra un descenso paulatino y sostenido. Es precisamente es este año cuando una orden del Ministerio del Interior estable la obligatoriedad de que los niños de entre 3 y 12 años y cuya estatura no llegase a los 150 cm utilizasen sistema de sujeción según talla y peso, pero siempre y cuando el vehículo dispusiese de ello. Si esto no era posible, los niños podían viajar en los asientos traseros con cinturón de seguridad. Como cabe apreciar, todavía quedaba un largo camino por recorrer hasta la actual normativa, mucho más determinante en lo que respecta a cómo deben viajar los más pequeños de forma segura en el vehículo. Por supuesto, con susceptibles mejoras. 

Para llegar a la legislación actual en lo que se refiere a seguridad vial infantil tenemos que pasar primero por la Directiva Europea 2003/20/EC, aprobada en 2003 y en vigor desde 2006, que obliga al uso de cinturones de seguridad y sistemas de retención por parte de todos los conductores y ocupantes y, en particular, en el caso de los niños. A partir de este momento, los niños menores de 3 años deben viajar siempre con un asiento o silla infantil adecuada a su edad y peso de manera obligatoria. Los mayores de 3 años y con estatura inferior a 150 cm también deben estar sujetos por dispositivos de retención para niños. 

Es en 2015 cuando llegamos a la normativa actual. Según el Real Decreto 667/2015, de 17 de julio, el cual entró en vigor el 1 de octubre de 2015, en los vehículos de hasta nueve plazas, incluido el conductor, los ocupantes menores de edad con una estatura inferior o igual a 135 cm deberán viajar en asientos traseros, empleando un sistema de retención homologado adaptado a su talla y a su peso, salvo excepciones. 

¿MÁS CERCA DEL OBJETIVO?

Por supuesto, el logro y objetivo final de todas estas medidas es garantizar que los niños viajen de la forma más segura posible cuando se desplazan. A pesar de todo, durante 2019 fallecieron 32 en siniestros de tráfico. Por supuesto, muy alejados de las víctimas mortales de 2003 (121) aunque todavía sin llegar a ese esperada y deseado Objetivo Cero.

Niños fallecidos y heridos 2019

La meta de la Dirección General de Tráfico y de todos los agentes implicados es conseguir que ningún niño fallezca en la carretera por no hacer uso de un sistema de retención infantil. La Estrategia de Seguridad Vial 2011-2020 cuenta con 13 indicadores concretos y entre ellos se encuentra el conseguir que ningún niño pierda la vida en un siniestro de tráfico sin hacer uso de un SRI. En ese momento, el 48,5% de los niños involucrados en siniestros viales no utilizaba ningún sistema de retención infantil en el momento del siniestro, tal y como destacaba la propia DGT.

Lamentablemente, en 2019, 2 niños fallecieron como ocupantes de turismo y furgoneta sin hacer uso de una sillita (datos a 24 horas y solo en vías interurbanas) y 4 resultaron heridos siendo necesaria su hospitalización. En 2020 no hubo que lamentar la muerte de ningún niño menor de 12 años sin SRI y 8 resultaron heridos hospitalizados, según información proporcionada por la DGT y teniendo también en cuenta solo vías interurbanas y a 24 horas. 

Y lo cierto es que la situación podría ser mucho peor. La última campaña de vigilancia realizada por la Dirección General de Tráfico en marzo de 2021 detectó durante tan solo una semana a 192 niños sin usar sillita de coche. En el año anterior se detectaron a 132 en esta misma campaña, lo que refleja un aumento en el número de niños que viajan de forma insegura. En 2019 se detectaron a 232 menores viajan sin SRI y a 189 en 2018. 

Estos datos ponen de relieve que todavía queda mucho trabajo por hacer para lograr que todos los niños viajen de la forma más segura posible. Y es que muchos de estos siniestros son evitables, así como sus secuelas. No olvidemos que las lesiones se reducen hasta en un 75% con un uso adecuado del sistema de retención infantil. Aquí ya no basta con llevar una sillita de coche. Ésta debe ser la adecuada según el peso y estatura del menor y, además, debe ir correctamente instalada y el niño o niña bien sujeto

Aquí hablamos de esos errores que se deben evitar a la hora de viajar con niños y que pueden poner en riesgo su seguridad:

Errores en el transporte de niños en coche

Ayúdanos a conseguirlo
Back to top