Skip to Content

Semana Santa, ¿cómo debemos viajar con un recién nacido en los diferentes medios de transporte?

Semana Santa, ¿cómo debemos viajar con un recién nacido en los diferentes medios de transporte?

07/04/2017

Se acerca un periodo vacacional como es el de la Semana Santa, y como cada año se prevén millones de desplazamientos por las carreteras españolas, y un gran número de viajes en otros sistemas de transporte como el avión, tren o autobús. Es un buen momento para repasar con detalle los requisitos, obligaciones y precauciones que debemos tener a la hora de desplazarnos en familia, con bebés recién nacidos.

Sea cual sea el sistema de transporte que elijamos, la premisa es muy simple: los bebés recién nacidos y en general los niños deben viajar correctamente sujetos en un sistema de retención infantil adecuado a sus características físicas. Existen casos excepcionales, como por ejemplo en algunas aerolíneas europeas, en las que los bebés hasta dos años de edad viajarán en el regazo de su madre tutor utilizando, eso sí, utilizando un cinturón especial. En el resto de casos, siempre que sea posible hemos de transportar a los niños y recién nacidos en el asiento más seguro posible.

Viaje en coche con bebés y recién nacidos

El viaje en coche con recién nacidos es muy frecuente en nuestro país, y lo que debemos procurar además de ese básico de la seguridad que es un buen SRI, orientarlo con el bebé mirando hacia atrás y en los asientos traseros. Es muy importante acostumbrarlos gradualmente a las distancias, y también mantenerlos entretenidos y a una temperatura correcta. Si es posible, es recomendable que viaje con ellos un adulto que lo pueda vigilar y entretener. 

Cuanto menores son los niños, con mayor frecuencia debemos parar a descansar y oxigenarnos, y en el caso del bebé es muy importante que no pase demasiado tiempo en su sillita, sin desperezarse y moverse. Cada hora y media es una buena frecuencia de descanso, pero si el bebé llora mucho hemos de parar y cambiarlo, consolarlo o alimentarlo. Lo que necesite. Te recomendamos el artículo ‘¿Se aconseja que los bebés duerman en la sillita?’.

Todos los consejos para viajar de forma segura en coche los encontrarás en nuestra ‘Infografía: la seguridad antes y después del embarazo’.

Viajar en avión

Como hemos dicho, en la mayoría de los casos no se obliga a los padres de niños menores de 2 años a que estos utilicen un SRI específico, pero sí que vayan con ellos, en el regazo, con un cinturón especial. Los niños mayores de 2 años sí que deben utilizar un SRI, como detallamos en el artículo “En los aviones los niños también pueden (y deben) utilizar sistemas de retención infantil”. Pero, además, debemos procurar que el viaje sea lo más llevadero posible tanto para los niños, como para el resto del pasaje. Debido al ambiente seco es conveniente beber con frecuencia para no deshidratarse, y lo mismo pasa con los bebés.

Viajar en tren o en autobús

Existe un vacío normativo con respecto a los autobuses y trenes. Para empezar, entendamos autobús como el interurbano, no el servicio de bus urbano. En esos casos, los niños menores de tres años no figuran en el Reglamento, y por tanto nada obliga a las empresas a disponer de sistemas de retención adecuados.

Hemos de recordar una vez más que por muy precavido y cuidadoso que sea el padre o la madre llevando a su niño en brazos, en caso de colisión o de movimientos muy bruscos por cualquier razón, es posible que no sea capaz de retenerlo entre sus brazos, con el consiguiente riesgo para el niño si sale despedido.

Y en cuanto al tren, no existe normativa al respecto, y tampoco están dotados de cinturones de seguridad, por lo que no es posible utilizar un sistema de retención infantil al uso, aunque sí es posible utilizar sistemas de retención infantil de viaje que dispongan de correas de sujeción para poder abrazar el respaldo del asiento.

Puedes encontrar cómo viajar con niños más mayores en la siguiente infografía: Empleo de las sillas infantiles en los distintos medios de transporte.


Ayúdanos a conseguirlo

Back to top